unnamed file 94
Durante muchos siglos, ha habido varias observaciones sobre la existencia de un extraño pozo que convierte los objetos en piedra. Algunos creen que se trata de «un lugar hechizado por una poderosa profetisa», que utilizó un encantamiento místico para fingir hechizar las aguas que llenan el pozo petrificante.
La historia de sus aguas petrificantes se extendió con el tiempo y, finalmente, la ciencia se encargó de desentrañar el misterio. Pero vale la pena conocer más sobre esta intrigante historia y su protagonista, cuyos orígenes se remontan a finales del siglo XIV y que perduraron hasta hace unos años.
Se dice que la leyenda del extraño pozo que convierte los objetos en piedra creció como resultado de los esfuerzos de una mujer. Se cree que nació en 1488 en una cueva cerca de los bosques de Knaresborough en Inglaterra con el nombre de Ursula Southhell.
Todavía no está claro por qué una serie de incidentes siniestros y trágicos que ocurrieron en esa zona cerca del pozo comenzaron a relacionarse con la joven Úrsula. Pero lo cierto es que con el tiempo empezaron a referirse a ella como Mother Shipton.
unnamed file 322

Una obra de arte de Ursula Southhell. El dominio público.

Debido a que los lugareños la consideraban una profetisa, transmitieron sus palabras cuando hizo algunas de sus profecías.
Otros creían que la Madre Shipton era una hechicera hábil, y se decía que el pozo cercano a la cueva donde nació estaba bajo su control porque varios objetos que entraban en contacto con el agua se convertían en piedra.
unnamed file 323

Del «pozo petrificante» se sacaron una tetera, una langosta y una muñeca. Gracias a Flickr 2.0 bajo CC BY-ND.

Lo más importante que ha dejado Madre Shipton es este peculiar pozo petrificante, ya que es difícil verificar la veracidad de todas sus profecías, una de las cuales predecía que el mundo se acabaría en 1881. También es posible que algunos cuentos hayan sido un poco «embellecido» con el tiempo por varios individuos. Pero la ciencia finalmente pudo desentrañar el misterio del pozo místico.
La leyenda del pozo que convierte los objetos en piedra está registrada desde alrededor de 1534. Los expertos coinciden en que se trata de una fascinante maravilla natural como resultado de diversos análisis y estudios realizados por la ciencia moderna. ¡Nada mágico o hechizante!
Los investigadores afirman que no se produce ni la verdadera petrificación ni la formación de estalactitas; más bien, un proceso que resulta en la transformación de los objetos en estalactitas. El alto contenido mineral del agua de pozo de Mother Shipton, que lo compone, es lo que provoca que se produzca este fenómeno.
El minucioso examen del suelo por parte del equipo de investigación reveló que el agua del pozo se origina a una profundidad de aproximadamente 1 punto 6 kilómetros bajo tierra. El cuerpo rocoso que se forma en la fuente acuífera se caracteriza por la disolución de numerosos minerales.
Como resultado, el agua del pozo es rica en sulfatos y alta en zinc, hierro, magnesio, carbonato de calcio y aluminio. John Wynne, participante en el evento que ahora es el turista Mother Shipton atracción, una de las más populares de la zona, así lo expresó.
El informe también revela que dos tazas de agua extraídas de ese pozo pesan 0,0023 onzas más que dos tazas de agua extraídas de cualquier otra fuente (0,65 gramos más). Esto indica que puede haber aproximadamente 0,18 onzas (5,1 gramos) de sólidos disueltos en un galón de agua.
unnamed file 324

Objetos petrificados y el pozo.

El travertino sedimentario es uno de los tipos de roca que contribuye a las misteriosas propiedades atribuidas al misterioso pozo que convierte los objetos en piedra. Todo está determinado por la química y la geología del suelo donde se encuentra Mother Shipton Park.
Algunos objetos porosos, como los peluches, pueden tardar tres meses en convertirse en estalactitas debido a su peculiar característica. Mientras que los objetos no porosos necesitan hasta dos años para estar completamente sumergidos en agua rica en minerales antes de que se petrifiquen.
El lugar ya está listo para recibir visitantes de todo el mundo. La ciencia moderna nos ha ayudado a comprender que el pozo extraño no estaba encantado y que la petrificación de los objetos fue causada por las condiciones geológicas específicas.

Por jaime